Jue09212017

Last updateDom, 04 Jun 2017 11pm

Back Está aquí: Portada Fiqh La Peregrinación (Hayy)

La mujer y la menstruación durante el Hayy

La mujer y la menstruación durante el HayyHermana en el Islam, no debes agobiarte ni preocuparte porque te alcance la menstruación en medio del Hayy (peregrinación mayor), primero por tratarse de algo natural que le pasa a todas las mujeres por voluntad de Allah, y segundo, porque, gracias a Allah, nuestra religión es consecuente con la condición de hombres y mujeres; por ello, no hay dificultad alguna o problema que le suceda algún individuo, sin que en el Islam se le dé una solución y se le facilite los asuntos para que no haya perjuicio alguno.

La Sharia´h contiene una serie de ordenamientos relacionados al periodo menstrual, en los cuales se tiene en cuenta la situación especial de la mujer y su cumplimiento del Hayy, para que pueda cumplir a cabalidad con todos y cada uno de los ritos establecidos en este pilar de nuestra religión.

A continuación enumeraremos una serie de preceptos que pueden serte de mucha ayuda, en caso de que la menstruación te llegue estando en el Hayy:

Regla de oro

Es importante que recuerdes siempre querida hermana, que la mujer menstruante debe cumplir con todos los ritos del Hayy que el hombre hace, excepto el Tawaf (circunvalaciones alrededor de la Ka’bah), así que no debes hacerlo hasta que haya terminado tu periodo. La prueba que sostiene esta afirmación la encontramos en lo que registró Al Bujari, que Allah lo Perdone, del relato de ‘A’ishah, que Allah Esté complacido con ella, en el que se menciona que mientras que se dirigían a cumplir con la peregrinación ella menstruo, así que se dirigió hacia su esposo, el Profeta Muhammad, sallallahu ‘alaihi wa sallam, llorando. El, sallallahu ‘alaihi wa sallam, le preguntó: “¿Por qué lloras?”, respondió: “porque tal vez este año no pueda hacer el Hayy”, entonces le dijo: “¿Tienes la menstruación?”, contestó: “Si”; el Profeta Muhammad, sallallahu ‘alaihi wa sallam, le dijo: “Esto es algo natural que Allah Ha Decretado, haz lo mismo que hacen los hombres menos el Tawaf, el cual tendrás que hacer una vez haya finalizado tu periodo”

Por lo tanto, no hay problema alguno con que la mujer haga su Ihram[1] con la regla, pues su estado no es un impedimento para realizar la intención y mucho menos la invalida; afirmamos esto basados en lo que el Profeta Muhammad, sal-lAllahu ‘alaihi wa sal-lam, le dijo a Asma’ Bint Umais luego de haber dado a luz a ‘Abdur-Rahman Ibn Abu Baker: “Báñate y haz el Ihram”   

También le es permitido a la mujer cuyo periodo le llegó antes de la peregrinación o durante ella, que haga la Talbiah[2] ,     lea y repita las súplicas en invocaciones que se encuentran en los librillos en los que se recopilan las que el Mensajero de Allah, sal-lAllahu ‘alaihi wa sal-lam, enseñó; igualmente, puede recitar lo que ha memorizado del Corán, o leer partes de él que se encuentre en libros como los de exégesis por ejemplo; ya que, no existe ningún Hadiz autentico que prohíba que la mujer que este menstruando haga esto, lo que no se le prohíbe es leer directamente del Mus-haf (texto del Corán).

En el caso en el que una mujer quiera realizar el Hayy en modalidad de Tamatu’u[3] y menstrúe antes de realizar el Tawaf, permanece con su Ihram de la ‘Umrah; si su periodo termina antes del día 9, el día de ‘Arafah, completa su ritual y luego hace el Ihram para el Hayy y se dirige hacia ‘Arafat para cumplir con los demás ritos de la peregrinación. Si la menstruación no finaliza antes de ese día, debe remplazar su intención diciendo: “Allahumma inni Ahramtu bi Hayyin ma’a ‘Umratin (Oh Allah, yo hago el Ihram del Hayy con el de mi ‘Umrah)”; de esta forma transforma su Hayy de modalidad Tamatu’u a la de Qiran. [4]para que cumpla con los demás ritos de la peregrinación. En este último caso, ella debe retrasar el Tawaf hasta que se haya terminado su periodo, puede hacer un solo Tawaf y Sa’i (recorrido entre las lomas de Safa y Marwah) para su Hayy y ‘Umrah.  Si la menstruación le llega antes del Tawaf del Wada’a (de la despedida), termina todos los demás ritos del Hayy y no está obligada a hacer estas circunvalaciones la rededor de la Ka’bah, pero si el periodo llega antes del Tawaf del Ifadah (el que se realiza el día diez del mes de Dhul Hiyyah) debe seguir con los demás ritos, pero debe esperar a que su regla termine para realizar este Tawaf.

Aclaraciones:

En el caso en el que a la mujer le llegue su menstruación antes de hacer el Tawaf del Ifadah y esta no cese antes de terminar con los demás ritos del Hayy, y se vea obligada a regresar a su país de origen, puede irse con la condición de regresar otro día a la Meca a realizar este Tawaf, y como no le ha sido posible suspender su Ihram, le siguen prohibidas todas las cosas que este estado demanda, como las relaciones intimas matrimoniales.

Ahora bien, ¿qué pasa con una mujer a la que le sucede lo que mencionamos con anterioridad y no puede regresar a la Meca una vez haya partido? Al respecto el Shaij Ibn ‘Uzaimin nos dice: “Ella puede hacer lo siguiente:

• Inyectarse para cortar su periodo.

•Que utilice toallas higiénicas que impidan que la sangre vaya a manchar su ropa y la Mezquita, y hace el Tawaf, pues la necesidad así lo exige”

Esta es también la opinión del Shaij del Islam Ibn Taimiah, que Allah lo Perdone.

Igualmente no hay prohibición alguna para que la mujer use pastillas anticonceptivas que le impidan la menstruación durante los días de la peregrinación, desde que no le vayan a causar algún perjuicio a su salud.

________________________________________

  [1] La intención de entrar en el estado de consagración del peregrinaje.

[2] La Talbiah son las palabras que el peregrino debe repetir constantemente una vez ha realizado su Ihram: “Labbaikal lahumma labbaik, labbaika la sharika laka labbaik. Innal hamda wanni’mata laka wal mulk, la sharika lak (Respondo a Tu llamado ¡Oh, Allah! Respondo a Tu llamado. Respondo a Tu llamado ¡No tienes copartícipe alguno! Respondo a Tu llamado. Ciertamente la alabanza, la gracia y la soberanía te pertenecen. ¡No tienes copartícipe alguno! )

[3] Modalidad en la que se hace la intención de hacer una ‘Umrah durante los meses de la peregrinación y luego de terminada se suspende el Ihram. Posteriormente, el día ocho del mes de Dhul Hiyyah (el mes de la peregrinación) hace la intención para el Hayy.

  [4] Modalidad en la que se hace la intención de hacer el Hayy y la ‘Umrah juntos.

Fuente: Islamweb

Leer más...

La descripción de la ‘Umrah (peregrinación menor)

La descripción de la ‘Umrah (peregrinación menor)Según la Sunnah, aquel que quiere realizar la ‘Umrah, al llegar al Miqat, debe lavarse y perfumar su cuerpo, su cabeza y su barba. El acto de lavarse para realizar el Ihram está permitido tanto para los hombres como las mujeres, aun quienes están menstruando o en puerperio.

Luego, el hombre lleva los vestidos del Ihram consistentes en el Izar (prenda inferior) y el Rida’ (prenda superior) después de deshacerse de todo lo que está cosido, como la camisa, los pantalones, etc. En cambio, la mujer puede llevar lo que quiera de la ropa que cubre y no muestra los adornos de su cuerpo, evitando llevar el Niqab y los guantes cuando se encuentra en estado de Ihram. Sin embargo, debe cubrir su cara bajando el Jimar en presencia de hombres extranjeros.

Entonces, si es el tiempo de realizar una oración obligatoria, debe rezarla; y si no, tiene que rezar dos Rak‘at (plural de Rak‘ah) como acto voluntario (de Sunnah) para el Ihram.

Luego, al terminar la oración, realiza la ‘Umrah diciendo: “Labaikka ‘Umrah” (Respondo a Tu llamado, ¡oh Allah!, realizando una ‘Umrah). Después, empieza a recitar la Talbiah, diciendo: “Labbaika Allahumma labbaik, labbaika la sharika laka labbaik. Inna al hamda wan-ni‘mata laka wal muluk, la sharika lak” (respondo a Tu llamado, ¡oh, Allah! Respondo a Tu llamado. Respondo a Tu llamado. ¡No Tienes copartícipe alguno! Respondo a Tu llamado. Ciertamente la alabanza, la gracia y la soberanía Te pertenecen. No Tienes copartícipe alguno). El hombre debe elevar su voz al recitarla, mientras que la mujer la dice en voz baja, haciendo  escuchar solamente a las demás mujeres que la rodean.

Así, la persona que realiza la ‘Umrah, ya habrá empezado los ritos de la ‘Umrah; por consiguiente, le estará prohibido cometer algo prohibido hasta que termine la ‘Umrah y se libere de su Ihram.

También, la persona que realiza el Ihram tiene que aumentar la Talbiah, ya que es el eslogan de la ‘Umrah, sobre todo al cambiar los estados y tiempos; como por ejemplo, al ascender o descender una altura, al amanecer o anochecer, debe continuar recitando la Talbiah hasta que empiece el Tawaf.

Además, según la Sunnah, al acercase a Meca, el peregrino tiene que lavarse, porque el Profeta, sallallahu ‘alaihi wa sallam, lo hizo. También, es de la Sunnah entrar en Meca desde el punto más alto, que es la zona de Kada’ (Az-Zaniah Al ‘Uliah), y salir desde el punto inferior que es la zona de Kudei (Az-Zaniah Al Suflah), como fue confirmado sobre el Profeta, sallallahu ‘alaihi wa sallam.

Al llegar al Masyid Al Haram, entra con su pie derecho diciendo: “Bismil-lah was-salat was-salam ‘ala rasulil-lah. Allahumma igfirli dhinubi waftah li abwab rahmatak”(en el nombre de Allah, los rezos y la paz sean sobre el Mensajero de Allah, sallallahu ‘alaihi wa sallam. ¡Oh Allah! Perdona mis pecados y Abre las puertas de Tu Misericordia para mí), igual como hace al entrar en cualquier otra mezquita.

Luego, se adelanta hacia la Piedra Negra de donde empezará el Tawaf. Y antes de empezarlo, según la Sunnah, puede poner el medio del vestido debajo de su axila derecha y las partes extremas encima de su hombro izquierdo, y eso se llama Id-tiba’.

Al alcanzar la Piedra Negra, la toca con su mano derecha y la besa, si es posible; y si no puede besarla, la toca con su mano derecha y luego besa su mano; y si no es posible ni tocarla, puede apuntar en dirección de ella desde lejos sin besarla. Al tocar la Piedra o apuntar hacia ella se dice: “Bismil-lah wa Allahu Akbar” (en el Nombre de Allah. Allah Es el más Grande).

Luego, empieza el Tawaf, y al llegar a la Esquina Yemení, que es la esquina que precede la Piedra Negra, debe tocarla sin besarla; pero si no es posible tocarla, no tiene que apuntar desde lejos.

Y mientras está entre la Esquina Yemení y la Piedra Negra, dice: “Rabbana atina fid-dunia hasanatan wa fil ajirati hasanatan wa qina ‘adhaba an-nar” (¡Señor nuestro! Danos bienestar en esta vida y en la otra, y Presérvanos del tormento del Fuego). Y dice en el resto del Tawaf lo que quiera de Dhikr, súplicas y (recitación del) Corán, pues no hay una súplica o un Dhikr determinado para cada vuelta.

Debe hacer el Tawaf dando siete vueltas alrededor de la Ka‘bah, comenzando y terminando con la Piedra Negra, haciendo en cada vuelta lo que hizo en la primera. Y, según la Sunnah, en dicho Tawaf tiene que acelerar su marcha manteniendo los pasos cortos en las tres primeras vueltas, lo que se conoce como Ramal, mientras que en las demás vueltas camina normalmente. Este juicio es solo para los hombres.

Luego, al terminar las siete vueltas, vuelve a poner el Rida’ a su forma normal, y se dirige a Maqam Ibrahim (La Estación de Abraham), recitando la aleya en la que Allah, Glorificado Sea, Dice (lo que se interpreta en español): {Tomad Maqam Ibrahim (La Estancia de Abraham) como oratorio [rezad detrás de la piedra sobre la cual se paró el Profeta Ibrahim mientras construía la Ka‘bah].} [Corán 2:125] Ahí, reza dos Rak‘at detrás del Maqam si es posible o en cualquier otro lugar de la mezquita, recitando en la primera Rak‘ah, después de Al Fatihah (La Apertura), la sura de Al Kafirun (Los Incrédulos); y en la segunda Rak‘ah, la sura de Al Ijlas (El Monoteísmo).

Después de eso, se dirige al lugar donde se realiza el Sa‘i, y cuando se acerque de As-Safa, lee la aleya donde Allah, Glorificado Sea, Dice (lo que se interpreta en español): {[El recorrido entre las dos colinas de] As-Safa y Al Marwah es un rito establecido por Allah…} [Corán 2:158], y también dice: “Abda’ bima bada’a Allahu bihi” (Empiezo de donde Allah Ha Empezado).

Luego, sube As-Safa, si es posible, para ver la Ka‘bah, así que dirige su rostro hacia ella, levanta sus manos y alaba a Allah diciendo: “La ilaha il-la Allahu wahdahu la sharika lah, lahul mulk, wa lahul hamd wa huwa ‘ala kul shai’in qadir. La ilaha il-la Allahu wahdahu anyaza wa‘dah wa nasara ‘abdah wa hazama al-ahzaba wahdah” (Nada ni nadie merece ser adorado sino Allah, Único, sin asociados. A Él pertenecen el Reino y la alabanza y Es Poderoso sobre toda cosa. Nada ni nadie merece ser adorado sino Allah, Único. Ha cumplido Su promesa y le Ha dado la victoria a Su siervo, y solo Él Ha derrotado a los aliados); y repite esta súplica tres veces, suplicando entre ellas lo que quiera.

Luego baja de As-Safa dirigiéndose a Al Marwah, y al llegar a la señal verde corre rápidamente cuanto sea posible, sin perjudicar a nadie. Y al llegar a la segunda marca verde camina normalmente hasta que llegue a Al Marwah, diciendo Dhikr, súplicas y alabando a Allah, el Altísimo, también le está permitido leer el Corán. Teniendo en cuenta que realizar el Sa‘i corriendo rápidamente entre las dos marcas verdes es solo para los hombres y no para las mujeres.

Cuando llegue a Al Marwah, sube y hace lo mismo que hizo en As-Safa, sin recitar la aleya en la que Allah Dice (lo que se interpreta en español): {[El recorrido entre las dos colinas de] As-Safa y Al Marwah es un rito establecido por Allah}. Y así, habrá terminado una de las vueltas del Sa‘i.

Luego, baja de Al Marwah dirigiéndose a As-Safa, caminando rápidamente hasta que llegue a As-Safa, y hace lo que hizo en la primera vez sin recitar la aleya, y así repite lo mismo hasta completar las siete vueltas (contando desde As-Safa a Al Marwah una vuelta, y volver desde Al Marwah hasta As-Safa como otra vuelta), hasta terminar con Al Marwah.

Al terminar el Sa‘i, tiene que afeitarse la cabeza o cortarse el pelo si es un hombre, teniendo en cuenta que el acto de afeitarse la cabeza es mejor. Es necesario afeitarse la cabeza totalmente o cortarse todo el pelo, es decir de todos los lados de su cabeza. En cambio, la mujer tiene que cortarse el pelo, no afeitarse la cabeza, acortando una yema del dedo de cada trenza.

Así, terminan los actos de la ‘Umrah. De este modo, la persona que realiza la ‘Umrah se libera de su Ihram; y, por consiguiente, le estará permitido para todo lo que estaba prohibido antes a causa del Ihram. 

 N.T.:

- Ihram: Muchos piensan, erróneamente, que el Ihram es la vestimenta propia del peregrino a Meca; pero lo que este término significa en realidad es la intención de entrar en el estado (la consagración del peregrinaje) en que se prohíben temporalmente algunas prácticas, como cortarse el pelo, afeitarse, cortarse las uñas, perfumarse, tener relaciones maritales, etc.

- Id-tiba’: Consiste en que el peregrino, durante el Tawaf, pone el medio de su Rida´ debajo de su axila derecha, y sus dos extremos encima de su hombro izquierdo, dejando descubierto el derecho.

- Ramal: Caminar rápidamente con pasos cortos.

Fuente: Islamweb

Leer más...

Los hijos en el Hayy y la ‘Umrah

Los hijos en el Hayy y la ‘UmrahDurante la época del Hayy vemos a varias hermanas que llevan con ellas a sus hijos menores, por esta razón queremos dedicar este mensaje a aclarar algunos aspectos relacionados con el Hayy y la ‘Umrah de los niños.

En el Islam, los niños o menores, son todos aquellos que no han llegado a la pubertad, sean varones o hembras, porque pasada esta etapa ya son considerados mayores de edad, y por consiguiente, está obligado a cumplir con todos las obligaciones del Islam y es totalmente responsable de sus actos.

Veredictos relacionados con el Hayy y la ‘Umras de los niños:

• El Hayy que realizan los niños y las niñas es válido y se les tendrá en cuenta la recompensa de sus buenas acciones, sin embargo, ésta peregrinación no cuenta como la obligatoria que tiene que hacer todo musulmán una vez en la vida, es decir, una vez lleguen a la pubertad, deben hacer nuevamente el Hayy cuando reúnan todas las condiciones.Ibn ‘Abbas, que Allah Esté complacido con él, relató que una mujer, durante la peregrinación, alzó a un niño y le preguntó al Profeta Muhammad, sallallahu ‘alaihi wa sallam: “¿Es válido el Hayy de éste niño?”, a lo que le respondió: “Sí, y tú también serás recompensada” [Muslim].

At-Tirmidhi, que Allah le Perdone, dijo: “Los especialistas de la Sharia´h concordaron en que los menores que realicen el Hayy están obligados a repetirlo una vez lleguen a la pubertad, porque este no se cuenta como el Hayy del Islam”.

•Las prohibiciones del Ihram para los niños y las niñas son las mismas que las establecidas para los adultos.

•La intención, el Ihram, puede ser hecha por sus padres, sin importar que ya hayan entrado en este estado, o estén realizando el Hayy obligatorio o uno voluntario.

•Los niños deben realizar todos los ritos del Hayy que sus posibilidades y condición les permita, como la estadía en ‘Arafah, la pernoctación en Muzdalifah, etc., por lo tanto, nadie puede hacer estos actos en su nombre. En cuanto a los que representan peligro y dificultad, como el Rami (tirar las piedritas a los pilares en Mina), pueden delegar a uno de sus padres o responsables, para que lo hagan por ellos. Yabir, que Allah Esté complacido con él, dijo: “Hicimos la peregrinación con el Profeta Muhammad, sal-lAllahu ‘alaihi wa sal-lam, y con nosotros venían mujeres y niños, los mayores hicimos la Talbia y el Rami por los menores” [Ahmad]. Cuando un adulto hace el Rami por un menor, primero debe tirar sus propias piedras y luego las del niño.

•Si el niño o la niña pueden caminar, deben hacer el Tawaf por sí mismos, pero si no pueden hacerlo, o es peligroso, a causa de la aglomeración de gente, pueden ser cargados por sus padres, responsables, o cualquier otro adulto, y su recompensa será igual.

Recomendaciones generales:

•Si piensas que llevar a tus hijos con tigo al Hayy o la ‘Umrah representará dificultad, molestia y agotamiento, tanto para ti como para tus hijos, lo mejor es que los dejes en compañía de uno de sus abuelos o tíos que no vayan a peregrinar.

•Lo mejor cuando se va a cumplir con la peregrinación y te acompañan tus hijos, es que busques integrarte a un grupo donde los adultos se colaboren los unos a los otros con el cuidado de los niños.

•No dejes a tus pequeños que jueguen y corran sin control dentro de la Mezquita del Haram, o demás lugares donde la gente está entregada a la adoración de Allah, para no causarles incomodidad ni molestias, y no desconcentrarlos. Si tus hijos hacen esto, estarás incurriendo en una falta que disminuye el valor y recompensa de tu Hayy, pues ellos son tu responsabilidad.

•Si tus hijos tan pequeños que no pueden hacer sus necesidades fisiológicas por sí mismo en el baño, debes siempre estar pendiente de cambiarles el pañal, para que no se vaya a salir sus excrementos u orín, pues si caen en la alfombra o baldosa de la Mezquita estas quedarán impuras. Si llegara a suceder esto, debes encargarte de purificar el lugar que se ensució, pues si no lo haces estarás cometiendo un grave pecado.

•Debes tomar todas las precauciones médicas y de salud, estar atenta a las vacunas obligatorias y las recomendadas para los niños, mantenerlos siempre hidratados, bien alimentados, lejos de la exposición de los rayos solares y lugares muy calientes, entre otros.

•Aléjate de los lugares donde hay mayor apretadera, como el patio central de la Mezquita del Haram durante el Tawaf, o el primer piso donde se hace el Sai’ (recorrido entre Safa y Marwah); gracias a Allah, hoy en día las instalaciones de la Mezquita se han ampliado y hay partes y horas donde puedes hacer estos ritos, en los que el número de personas es menor.

Recuerda siempre que el que tus hijos te acompañen no es una obligación, aunque no es prohibido llevarlos al Hayy, en nuestro tiempo, y por la cantidad de gente que está cumpliendo con este pilar del Islam, lo mejor es que no los traigas.

Fuente: Islamweb

Leer más...

Prohibiciones para la mujer antes y durante el Ihram

Prohibiciones para la mujer antes y durante el IhramExisten algunos asuntos que están prohibidos para todo musulmán esté o no en estado de Ihram, sin embargo cuando la persona se ha consagrado para realizar la peregrinación la prohibición es aún mayor y confirmada. Dentro de estos aspectos vedados podemos mencionar tenemos la calumnia, la mentira, el chisme, testimoniar y presenciar la falsedad, los insultos y las disputas (a menos que se esté reclamando algo sobre lo que se tiene derecho), Dice Allah (lo que se interpreta en español) : {La peregrinación se realiza en meses consabidos, y quien en ellos se consagrara para hacerla, deberá abstenerse [durante la peregrinación] de las relaciones maritales, los actos de desobediencia y las discusiones} [Corán 2: 197]. Por esta razón aconsejamos a todas nuestras hermanas y hermanos que hablen solo lo necesario, y que eviten adentrarse en conversaciones sin sentido que les puede llevarlos a mentir o difamar a alguien; Abu Hurairah, que Allah Esté complacido con él, relató que el Mensajero de Allah, sal-lAllahu ‘alaihi wa sal-lam, dijo: “Quien crea en Allah y en Día Final que diga buenas cosas o mejor que calle” [Al Bujari y Muslim].

Para que no te dejes llevar por conversaciones frívolas y sin sentido, dedícate a repetir constantemente la Talbiah, las súplicas e invocaciones enseñadas por el Profeta Muhammad, sal-lAllahu ‘alaihi wa sal-lam, a la lectura del Corán y a enseñar a las personas que no conocen las reglas del Hayy.

Prohibiciones durante el Ihram:

•Recortarse o rasurarse el cabello y bello de la piel, incluso si se usan cremas para ello, Dice Allah (lo que se interpreta en español) : {No os rasuréis vuestras cabezas hasta que llegue su momento [el Día del Sacrificio]} [Corán 2: 196].

•Cortarse las uñas, a menos que se resquebrajen, en este caso, puedes cortártela para que te cause daño, dijo Ibn Al Mundhir, que Allah lo Perdone: “Los especialistas de la Shari’ah concuerda que cuando se quiebra una uña, la persona puede cortársela para que no le produzca perjuicio y dolor”.

•Perfumar el cuerpo o la ropa, dijo el Profeta Muhammad, sal-lAllahu ‘alaihi wa sal-lam: “No uséis, durante el Ihram, ropa que haya sido perfumada” [Al Bujari y Muslim]. Ibn Abd Al Bar dijo: “No se ha registrado diferencia alguna entre los ‘Ulama’ (especialisas y sabios)”.

•Usar el Niqab (velo que cubre la cara) y guantes, el Profeta Muhammad, sal-lAllahu ‘alaihi wa sal-lam, dijo: “La mujer en estado de Ihram no usa el Niqab ni se pone guantes” [Al Bujari]

•Comprometerse o formalizar el matrimonio, el Mensajero de Allah, sal-lAllahu ‘alaihi wa sal-lam, dijo: “Quien esté en estado de Ihram no se debe casar ni comprometer” [Muslim]; así que si un hombre y una mujer se casan durante el Ihram, su matrimonio no es válido.

•El coito y todo contacto que conlleve a él, como besos y caricias. Las relaciones sexuales antes de la primera suspensión del Ihram los ritos del Hayy quedan anulados.

• La caza, sea que lo hagas por ti misma o ayudes a alguien a cazar, Dice Allah (lo que se interpreta en español) : {¡Oh, creyentes! No cacéis mientras estéis consagrados a la peregrinación [o a la ‘Umrah ]} [Corán 5: 95]. Se puede matar los animales que pueden dañar y perjudicar a las personas y sus bienes, ‘A’ishah, que Allah Esté complacido con ella, relató que el Mensajero de Allah, sal-lAllahu ‘alaihi wa sal-lam, ordenó matar 5 animales, este la persona en estado de Ihram o no, estos son: el cuervo, el gavilán, el escorpión, la rata y el perro rabioso, registrado por Al Bujari y Muslim.

Consecuencias de cometer un acto prohibido por el estado de Ihram

Si cometes alguna de las prohibiciones del Ihram, es posible que lo hagas por alguna de estas tres razones:

• Por olvido

• Por ignorancia

• Por coerción

• Por sueño o desmayo

En cualquiera de los anteriores casos no cometes ningún pecado ni debes expiar el error cometido con el sacrificio de un animal, Dice Allah (lo que se interpreta en español) : {¡Señor nuestro! No nos Castigues si nos olvidamos o nos equivocamos} [Corán 2: 286]. Pero cuando ya no haya excusa válida, es decir cuando te recuerden, enseñen o despiertes, debes cumplir con tus deberes en el Hayy y alejarte por completo de cualquier acto prohibido durante el Ihram. En el caso en que cometas un error siendo consciente de lo que has hecho pero tengas alguna justificación aceptada, no se te cuenta como un pecado pero debes expiar tu falta, Dice Allah (lo que se interpreta en español) : {No os rasuréis vuestras cabezas hasta que llegue su momento [el Día del Sacrificio]. Si alguien de vosotros estuviere enfermo o sufriere una dolencia en su cabeza [y se rasurase] deberá expiar ayunando [tres días], o dando limosna [para alimentar a seis pobres], o sacrificando [un cordero]} [Corán 2: 196]

Fuente: Islamweb

Leer más...

Vestimenta, adornos y accesorios de la mujer durante el Hayy

Vestimenta, adornos y accesorios de la mujer durante el HayyEn los últimos tiempos un raro fenómeno se ha hecho evidente en las costumbres de algunas mujeres que van a hacer el Hayy, ellas se preocupan exageradamente por su apariencia, tanto así que estas líneas van dirigidas a aclarar las transgresiones que se puedan cometer a las normas de vestimenta establecidas por Allah en el Islam.

Antes de adentrarnos en el tema es necesario aclararle a nuestras hermanas musulmanas que ellas, cuando hacen el Hayy, han ido hasta esa tierra bendita para dedicarse única y exclusivamente a la adoración de Allah y buscar el acercamiento hacia su Señor, cumpliendo con los ritos establecidos en la peregrinación y demás actos de bien y adoración; Dice Allah al respecto (lo que se interpreta en español): {Recordad a Allah los días señalados} [Corán 2: 203], {Convoca a los hombres a realizar la peregrinación; vendrán a ti a pie, o sobre camellos exhaustos de todo lugar apartado. Para que atestigüen todas las gracias [de la peregrinación], y recuerden el nombre de Allah en los días consabidos} [Corán 22: 27], y {Y cuando hayáis terminado con los ritos que debéis realizar [el Día del Sacrificio] recordad a Allah como recordáis a vuestros padres, y más aún} [Corán 2: 200]. Las anteriores aleyas señalan que la persona que se ha consagrado para cumplir con este pilar del Islam debe entregarse por completo a lo que le acerque a Allah y le haga estar permanentemente en contacto con Él.

Algunos especialistas afirman que el peregrino debe hacer al Hayy desarreglado, basados en el Hadiz en el que el mensajero de Allah, sal-lAllahu ‘alaihi wa sal-lam, dijo: “Allah, Altísimo sea, se Enorgullece ante los habitantes del cielo de la gente que se reúne en ‘Arafah, y le Dice a los ángeles: “Mirad a Mis siervos vinieron hacia Mí desarreglados”. Al Nawawi, que Allah lo Perdone, dijo: “Se recomienda que cuando viaje la mujer deje no use prendas y accesorios llamativos”. Por todo lo anterior, vamos a mencionarte a continuación algunos reglamentos relacionados a la vestimenta que debes seguir cuando estés realizando el Hayy:

•Está completamente prohibido cortarse el cabello y el bello del cuerpo, mientras estés en estado de Ihram[1].

•No debes usar perfumes, ropas perfumadas, y tampoco cremas con aromas. Respecto a los perfumes, recuerda que le está totalmente prohibido que lo uses en lugares donde haya hombres, estés o no en estado de Ihram, porque esto puede llamar su atención y producirles tentación. Además debes considerar que si te está prohibido usar perfume cuando vas a ir a la mezquita, pues con mayor razón te está vedado que lo hagas cuando vas a otro lugar, como por ejemplo un centro comercial. El uso de cremas es permitido tanto para el hombre como para la mujer, siempre y cuando estas no contengan aromas y sean perfumadas, Ibn Al Mundher, que Allah lo Perdone, mención que los sabios y especialistas de las Shari’ah llegaron a un acuerdo al respecto.

•Es permitido que la musulmana al momento de hacer el Ihram tenga en sus manos pulseras y anillos, claro, alejando estos adornos de la vista de los hombres que no son sus Mahram[2]  para evitar ser llamativa y generar en ellos tentación; el Imam Ahmad, que, Allah lo Perdone, registro que ‘A’ishah, que Allah Esté complacido con ella, dijo que la mujer puede usar sus joyas durante este estado. Sin embargo algunos especialistas recomiendan que la mujer no lo haga, es más dicen que es desaconsejable que lo haga, pues la idea es que ella se desprenda de los lujos y comodidades de este mundo durante los días del Hayy.

•Igualmente le está permitido que ella se vea en el espejo y que use la Hennah[3], algunos sabios señalan que es recomendado usarla antes del Ihram por ser una Sunnah como el perfumarse antes de entrar en este estado.

•Es desaconsejable que la mujer use el Kuhul (delineador de ojos).

Debes saber querida hermana, que las cosas prohibidas durante el Ihram exigen una expiación cuando un peregrino o peregrina cometen alguna de ellas: en cuanto a lo que es desaconsejable no se expía por ello, pero es mejor que no lo hagas, pues, como mencionamos con anterioridad, durante esta adoración debes entregarte por completo a la adoración de Allah, y a lograr alcanzar la máxima recompensa del Hayy, el perdón de los pecados. Por esto tu apariencia es lo que menos interesa, es decir, cuida de tu interior, embellécelo con la adoración, con el Dhiker, con la lectura del Corán, con las buenas acciones, y tu exterior, déjalo como esta.

________________________________________

  [1] La intención de entrar en el estado de consagración del peregrinaje.

[2] El Mahram de una mujer son los hombres de su familia directa, como su padre, hermano, tío, abuelo, sobrino, hijo, nieto, esposo, suegro y yerno, los primos no se consideran Mahram porque se pueden casar con ella.

[3] Es una especie de material terroso que sirve para teñirse el pelo o la piel al transformarse en una masa de color rojizo.

Fuente: Islamweb

Leer más...